Casi una tragedia

Bariloche - Telesférico Cerro Otto

(Bariloche – Fuente: El Cordillerano) Momentos de mucha tensión y con verdadero peligro de que sucediera una tragedia vivieron, en la mañana de ayer, los trabajadores de Teleférico Cerro Otto, cuando estuvo a punto de desbarrancarse el micro que los transportaba para cumplir con sus tareas habituales.

Es sabido que Teleférico Cerro Otto no brinda sus servicios este invierno a consecuencia de que la empresa está abocada a la instalación de un nuevo cable conductor de las góndolas, dado que, en la inspección anual previa al comienzo del invierno, se determinó que era muy peligroso usar el que estaba funcionando.

Esto hizo que se encargara uno nuevo y, mientras tanto, los trabajadores son transportados a la zona de la confitería giratoria en uno de los micros que posee la empresa, por el camino a Piedras Blancas, para avanzar en los preparativos técnicos mientras se espera la llegada del nuevo cable y se realiza la instalación.

Tal como ocurre habitualmente, a las 10 horas, se produce el ascenso y ayer no fue la excepción. Claro que, en este caso, tuvo un “condimento” adicional como lo fue la nieve. Cuando habían superado la zona de Esquí Nórdico -ubicado a quinientos metros aproximadamente del lugar de trabajo-, el camino comenzó a ponerse complicado. El chofer, con toda su experiencia, fue llevando bien el vehículo que, vale aclararlo, portaba cadenas. Sin embargo, el complicado estado de la ruta, lo angosto del trazado y la nieve hicieron que, en un sector, se fuera de cola y quedara con una buena porción de la parte trasera de la unidad en el aire.

Es de imaginar los momentos de tensión vividos, que lindaron con el miedo, entre los trabajadores, hasta que pudieron descender. La pendiente es realmente muy empinada y, de haberse desbarrancado, estaríamos ante la presencia de una verdadera tragedia.

Mientras los trabajadores continuaban a pie el ascenso para llegar a su lugar de trabajo, se realizaron las tareas para que el micro fuera removido de su incómoda y peligrosa posición. Por la tarde, a las 17:30, hizo el camino de regreso con el personal, que todavía no había logrado superar plenamente la situación vivida en el comienzo de su jornada laboral.

Comments are closed.